lunes, 27 de octubre de 2014

Edén


Cada uno tiene su particular Edén (paraíso terrenal según la descripción de la Real Academia), y dependiendo de momentos o circunstancias personales este puede variar o ser múltiple.

Disquisiciones sobre el significado del término a parte quisiera comentar en esta entrada los motivos por los que la toma que la acompaña bien pudieron representar para mi ese ansiado edén:

- En primer lugar el rincón de la imagen se encuentra a escasos tres minutos de mi alojamiento habitual en la montaña, y es sabido que "las mejores imágenes se toman en un radio de 10 km de la ubicación en la que se asienta el fotógrafo".
- En segundo lugar, y una vez descubierto el emplazamiento, y digo descubierto pues la única manera de encontrarlo es adentrarse en un tupido bosque que no invita a las visitas,  lo llevo fotografiando con cierta periodicidad desde hace más de 6 años en diferentes épocas y con diferentes luces.
- En tercer lugar, mi intención de ese día era la de fotografiar la escena con un cielo nublado, pues quería reproducir a modo de imagen clásica los tonos de las hojas con luz neutra como en otras ocasiones había realizado con resultados de mi agrado.
- Por último, y quizás el más importante en el momento de la ejecución de la toma, me rondaba por la cabeza una conversación en la que un amigo me recordó las imágenes de otoño con la luz filtrándose a través de las hojas como antaño yo solía trabajar.

El resultado, la imagen que veis, con una luz completamente distinta a la imaginada y con unas tonalidades que superaron las expectativas que llevaba cuando me dirigía a este rincón y que me proporcionaron un momento pleno como fotógrafo en un lugar muy conocido para mí, que ese día bien pudo convertirse en mi edén particular.

Estoy más que seguro de que muchos sabréis a que me refiero.

Nota: El encuadre no da más de sí, pues por arriba enseguida aparece un cielo indeseado, por la izquierda asoman unas construcciones situadas en la ladera que se halla detrás, y por abajo un talud rocoso en sombras no aportaría nada a la imagen.

Nikon D2x, AF-S Nikkor 70-200mm VR ED F2.8, polarizador, trípode, Raw, ISO 100.

8 comentarios:

  1. Es puro otoño esa foto. Preciosa. Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por el comentario y su sentido

      Eliminar
  2. Doncs em sembla una imatge deliciosa, amb un contrast cromàtic ben bonic.
    Molt bona també l'explicació que acompaña, tots tenim el nostre edén (més o menys) particular.
    Una abraçada

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Moltes gràcies pels teus amables comentaris Josep. D'aixó es tracta oi?

      Eliminar
  3. Bellísima imagen. me encantan las tonalidades conseguidas. enhorabuena!
    saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Tan amable como siempre. Muchas gracias Hilde

      Eliminar
  4. Una fotografía muy representativa del colorido otoño y que trasmite cierto ambiente de cuento. Un edén cerca de casa no hay quién lo pague....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es Iker, la posibilidad de disfrutar de un eden cerca de casa, o al menos vivirlo así, es un priviliegio. Muchas gracias por el comentario.

      Eliminar