lunes, 3 de mayo de 2010

Alpenglow




Una de las virtudes del ocaso tras el crepusculo, es que de tanto en cuando, una vez el sol se oculta tras el horizonte, en el extremo opuesto del valle las nubes se iluminan con tonos rosados debido al reflejo de la luz del sol en las partículas de aire, nieves, nubes, etc. Este fenómeno se conoce como Alpenglow y se observa con mayor facilidad en la montaña que en otros entornos.
Cuando este particular efecto se produce, los resultados suelen ser muy atrativos tanto desde el punto de vista visual como fotográfico.
En este caso la imagen invernal en la que aparece este efecto está tomada sobre la cima del Puigmal en la Cerdanya Francesa.

Nikon F4s, 70-200 F4, polarizador, trípode, Velvia 50, -1EV.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada