viernes, 28 de mayo de 2010

La nota de color



Las marinas tienen un encanto especial, te transportan y evaden a paraisos soñados, y aunque el día no sea el esperado, siempre queda la esperanza de componer una buena imagen.
Para la fotografía adjunta, en un atardecer en el que los elementos parecía que no iban a dar mucho de si, se incluyó la roca en primer plano con el trípode (y las piernas) sumergidos en el agua para acentuar la sensación de inmersión en el paisaje y dirigir la vista a los elementos rocosos situados en el horizonte.
En el aspecto técnico, el empleo de un filtro de densidad neutra permitió trabajar con una velocidad de segundos para crear el efecto sedoso del agua. Paralelamente, se trabajó con dos degradados neutros, utilizando el segundo con la máxima prudencia, aportando así dramatismo al cielo y resaltando los pocos retazos de color que aparecieron brevemente en las nubes, y compensaron la composición creada con la roca en primer plano.
Imagen realizada en la Costa brava (Girona)

Nikon D2x, Nikkor AF-S 17-35 F2.8, polarizador, N-3, DN-3, DN-2, trípode, Raw, ISO 100.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada